CD REVIEW: STRYPER – “God Damn Evil”

0

Artista: STRYPER
Álbum: God Damn Evil
Fecha: 20 Abril 2018
Sello: Frontiers Music
Nota: 8’5/10

Más que asombrado me dejo “Take it to The Cross”, el primer adelanto de “God Damn Evil”, el nuevo lanzamiento de STRYPER que se pondrá a la venta el próximo 20 de abril a través del sello italiano Frontiers Records.

La trayectoria de STRYPER ya forma parte de la historia del Heavy mundial. Doce álbumes de estudio, entre ellos varios multi-ventas, avalan la carrera de una banda que desde que volviera a la actividad en el año 2005, ha editado buenos trabajos, siendo este el primero con Perry Richardson (Firehouse) al bajo, sustituyendo al reputado Tim Gaines, miembro original de la banda.

“God Damn Evil” es uno de esos discos que, aunque el propio Sweet (compositor, guitarrista y vocalista) ha dicho que:  “Es el mejor trabajo de la banda desde aquel genial “To Hell with the Devil“ … Afirmaciones muy serias estando por medio trabajos como “In God We Trust” o “Against the Law”, me parecen un poco atrevidas. Lo que sí es cierto es que es un gran trabajo y que a pesar de ese adelanto tan…extraño para tratarse de STRYPER, el contenido general del trabajo cumple con creces el estilo de una banda que ha marcado un estilo en la historia del Rock/Metal.

Un punto más del lanzamiento son los estridentes agudos de Sweet en muchos de los temas, como ocurre en “Lost”, un tema muy melódico  que lleva el sello STRYPER desde comienzo a fin.  O  “Sorry”, un medio tiempo acelerado con mucha armonía, o la propia “Take it to The Cross”, que abre el disco y a pesar de ser todo lo contrario a lo que STRYPER nos tiene acostumbrados, con voces que llegan al Death incluso, a medida que lo escuchas, entra mejor y se convierte un tema de grandes vuelos.

También hay espacio para lo que yo denomino STRYPER de verdad. “God Damn Evil”, que da nombre al álbum, es un temazo de esos con la esencia que STRYPER grababa en los ’80. Con guitarras firmes y coros a “tutiplen” que desembocan en un estribillo pegón y muy Heavy. Muestra que se acentúa más cuando suenan los primeros acordes de “The Valley”, con guitarras verdaderamente metálicas, donde la esencia Swett sale de manera bestial para relajar el corte. Este “The Valley”, podría estar en cualquier trabajo del vocalista en solitario por su mensaje musical, el cual suena a radio fórmula 100%. Un buen tema, lleno de melodías, coros y un solo, marca de la casa.

Un poquito más duro y con ciertos toques arábigos, aparece,  “Sea of Thieves”, otro corte de trazado a medio tiempo de esos que a STRYPER le salen tan bien, con otro estribillo 10 y es que ese es el punto fuerte de los norteamericanos, una buena base de melodías en los coros, con la potente aún garganta de Sweet y solos electrizantes de Michael y Oz. Pura delicia.

Beautiful” nos da tintes rockanroleros en su comienzo. Una pieza con riffs abiertos, sin machaqueos, llenos de notas que acompañan la brutal melodía y voz de Michael en uno de esos temas para amantes del Hard lleno de notas y calidad. Una demostración de la cantidad de tonalidades que admite un riff. Magistral Michael.

En el tramo final nos encontramos con, primero, “Can’t Live Without Your Love”, un medio tiempo de verdad, bien estructurado, suave, agradable de escuchar y con ese sentimiento especial que la banda imprime a este tipo de temas, donde los teclados, sin ser protagonistas, realizan un trabajo excelente. Le sigue “Own Up” para devolver la “marcha” al álbum. Directo, pesado, con gran presencia de bajo y, de nuevo, lleno de coros y voces dobladas de Sweet que le hacen más atractivo. Un corte de Hard Rock endurecido perfectamente para dejarnos otra pieza exquisita de este “God Damn Evil”, que se cierra con una devastadora “The Devil Doesn’t Live Here”, para certificar que este disco es un cañonazo con un tema final veloz, con mucha letra dentro, complicada de cantar y, a pesar de eso, sabiéndolo sacar la melodía perfecta.

Confirmado…Este “God Damn Evil” es muy posible que sea el mejor álbum de STRYPER de los últimos 28 años. El estado de forma que nos presenta la banda en este trabajo es exquisito y confirma que a día de hoy, STRYPER sigue siendo una de las grandes formaciones del panorama mundial y dignos de aparecer en cualquier “Gran Festival”, ofreciendo propuestas nuevas y frescas.

Miguel Egun

Share.

About Author

Comments are closed.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies