CD REVIEW: SINNER – “Santa Muerte”

0

Artista: SINNER
Álbum: Santa Muerte
Sello: AFM Records
Fecha: 13 de septiembre de 2019
Nota: 8/10

Hablar de Mat Sinner es hablar de uno de esos músicos que perduran por más que las tendencias cambien, y que además sabe adaptarse a lo que se le ponga por delante. Hablar de Sinner es hablar de una banda conocida en el panorama del heavy metal internacional, una banda que lleva en activo desde el año 1982 y que ha publicado más de una veintena de discos.

Por lo dicho anteriormente no vamos a entretenernos en realizar una presentación más detallada de la formación. Sin embargo sí que hay un detalle que llama la atención y que, dado que es una constante en todo el álbum, lo vamos a comentar antes de desgranar las canciones que componen este “Santa Muerte”, y es que por primera vez en la trayectoria de Sinner, vamos a escuchar una segunda voz de forma permanente en el disco, una voz femenina a cargo de Giorgia Colleluori (Eternal Idol), lo que le da un soplo de aire fresco a un disco que, tras escucharlo, me ha resultado gratamente sorprendente. Así, la formación compuesta por Mat Sinner (bajo y voz), Tom Naumann (guitarra), Alex Scholpp (guitarra) y Markus Kullmann (batería) regresan por todo lo alto en este 2019.

Comienza el álbum con un tema directo y crudo bajo el título de “Shine On”, un corte de guitarras contundentes y una explosión vocal espectacular, sobre todo en los estribillos con unos coros fascinantes. Un heavy metal directo, interesante y sin florituras de ningún tipo, directo y con pegada, pero con ese punto pegadizo que le dan determinadas melodías y que siempre se agradecen. La salida además tiene un ligero toque agresivo, lo que muestra que a la hora de comenzar a trabajar en el disco pensaron que sería buena idea hacer un comienzo plagado de potencia, y desde luego debo reconocer que es un completo acierto porque rápidamente engancha esta canción y hace que le prestes toda la atención posible al sonido.

Bajamos a registros más cercanos al hard rock en “Fiesta y Copas”, un corte con cierto aire fiestero incluso. Llama la atención el título en castellano, sobre todo cuando comenzamos a escuchar las líricas del corte, ya que es lo único que van a decir en castellano en todo el texto asociado a la canción, el resto es en inglés. Durante estos minutos el bajo suena, sencillamente, espectacular, mostrando un poderío incuestionable y dándole un toque diferente a la música creada para este tema en concreto. Una canción divertida y que invita, como decía antes y como indica su título, a una fiesta y unas buenas copas.

La tercera canción del disco lleva por título “Santa Muerte”, un tema con un inicio de bajo soberbio; la entrada de la percusión da paso a una canción que de nuevo sube un punto en fuerza sin dejar de lado esa estela del hard rock vista en el corte anterior. Las estrofas van acompañadas de guitarras limpias haciendo el colchón perfecto para un despliegue vocal envidiable, y que desemboca en un estribillo espectacular, pegadizo. Un corte muy completo y muy bien trabajado, que deja como resultado uno de los mejores del álbum.

“Last Exit Hell” se inicia con una batería espectacular. El ritmo se acelera un poco, acercándose de nuevo al heavy metal más crudo. Una voz agresiva con unas guitarras contundentes y unos agudos excepcionales en los puentes y en los estribillos dejan registrada una canción interesante, que como digo se acerca a ese heavy metal más crudo y que me ha convencido por su conjunción de elementos para lograr un sonido magnífico.

Seguimos el recorrido por este disco con “What Went Wrong”, que comienza con potencia con un riff de guitarra excelente que da paso a una canción con un ritmo que decelera un paso pero sin perder un solo ápice de la potencia mostrada anteriormente. La voz emplea la entonación más grave en esta primera mitad del álbum, lo que termina de darle esa atmósfera particular en lo que a la postre resulta uno de los cortes más melódicos del disco, con un resultado muy interesante y, como no podía ser de otra manera, con una calidad incuestionable.

Encaramos el ecuador del LP con “Lucky 13”, un tema que sube de revoluciones para dejarnos un corte que de nuevo se va descaradamente al heavy metal, con una voz aguda y espectacular y un bajo maravilloso, que derrocha potencia. Remata un estribillo explosivo y un solo de guitarra soberbio, que de alguna forma se unen en el último estribillo acabando el tema por todo lo alto, logrando de nuevo un resultado magnífico y adictivo.

Comenzamos la segunda parte del disco con “Death Letter”, que tiene un juego de guitarras muy trabajado, haciendo más o menos medio tema en acústico y la otra mitad con toda la distorsión, incluyendo un riff de guitarra magistral. Se nota cierta influencia del blues en este corte, lo que le aporta un resultado fresco e interesante, con un nivel de complejidad a tener en cuenta y siendo una canción muy completa, quizá la más completa del álbum, y que para mí es la mejor sin duda alguna.

Seguimos con un inicio que nos deja claro que esto es heavy metal, y punto. “Craving” va a jugar en ese registro pero sin renunciar a esa faceta melódica vista ya en varios momentos en este álbum. Todo este cóctel de sonidos nos arroja un resultado destacable sobre todo en las guitarras, con unos solos de categoría. Los estribillos son realmente interesantes y pegadizos, lo que le aporta y mucho al resultado final de esta canción; un gran trabajo sin duda alguna.

“The Wolf” es un tema donde de nuevo el bajo vuelve a ganar protagonismo, con unas guitarras que, sin ser las más agresivas del disco, sí que son las que más me han gustado. Nuevamente repiten con un estribillo que va sobrado de pegada para lograr elevar enteros la calidad de la canción. Mantienen como constante un sonido totalmente reconocible pero con ese punto novedoso que resulta la segunda voz que han decidido introducir en este disco, algo que no hemos destacado tema a tema pero que, precisamente por lo que destaca, se ha comentado al inicio de esta reseña.

Un inicio algo diferente es lo que empieza a caracterizar a “Misty Mountain”, con voz, guitarras y percusión pero de una forma diferente. La voz suena espectacular en este tema a medio tiempo que puede hacer las veces de balada pero sin llegar a serlo del todo. Es una canción espectacular, mostrando un buen abanico de recursos en el mejor momento y logrando colar un tema que, si le quitas alguno de esos elementos, se queda totalmente cojo entre los tres mejores del disco sin duda alguna, realmente soberbio.

Nos acercamos a la recta final del álbum con “The Ballad of Jack”, una canción que tiene un título engañoso por la palabra balada que incluye, ya que no es ni mucho menos una balada. Vamos a subir de nuevo a un registro más próximo al heavy metal pero con un toque algo más oscuro que en los casos anteriores. Sin duda el punto álgido de este tema se encuentra en los estribillos, ya que sólo por escuchar esos segundos merece la pena no sólo escuchar este corte en particular, sino el disco entero, ya que son una verdadera obra maestra, una auténtica lección de cómo hacer un estribillo soberbio, espectacular, con pegada y un resultado sensacional.

Cierra el álbum “Stormy Night”, una canción que durante los primeros segundos emplea instrumentos de viento, dando paso a una canción muy completa si nos centramos sólo en la parte instrumental, empleando para ello tanto elementos como recursos inesperados y con un combo de voces en el estribillo de lo más interesante, logrando dejar así el broche de oro perfecto para un disco francamente sorprendente.

Heavy Metal, Hard Rock… Son solo etiquetas y creo que esa es la lección que más claramente se puede sacar de este disco, un redondo donde Sinner nos deja claro que lo de las etiquetas no sirve para mucho, que lo importante es sentir pasión por la música y estar convencido del material que tienes entre manos, porque sin duda esa es la mejor forma de hacer que al oyente, independientemente de que sea más de Guns N’ Roses o de Iron Maiden, le guste lo que le ofreces. Sinner han logrado este objetivo sin duda alguna, y como muestra queda este “Santa Muerte”, un disco sin florituras pero que toca varios ‘palos’, y todos ellos con una calidad impresionante.

Joseph Draven

Share.

About Author

Comments are closed.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies