CD REVIEW: GWYDION – «Gwydion»

0

Artista: Gwydion
Álbum: Gwydion
Sello: Art Gates Records
Fecha: 13 de noviembre de 2020
Nota: 7,5/10

GWYDION es una banda que nace en 1995 pero no ve su debut discográfico hecho realidad hasta 12 años después, cuando en 2007 lanzan “Ynys Mön”, al que han seguido varios discos más (“Horn Triskelion” en 2010, “Veteran” en 2013, “Thirteen” en 2018). En el año en que la banda celebra su 25 aniversario, retornan con su cuarto trabajo discográfico, ambicioso y potente, titulado “Gwydion”.

Si bien es cierto que para una banda con 25 años de historia 4 discos puede parecer poco bagaje, también hay que destacar que la banda lusa ha realizado sendas giras europeas y ha tocado en los mejores festivales de su país, de forma que la banda formada por Pedro Días a la voz, Daniel César a los teclados, Miguel Kaveirinha a las guitarras, Luis Figueira a las guitarras, Bruno Ezz al bajo y Marta Brissos a la batería tiene una dilatada experiencia sobre los escenarios, y fruto de esa basta experiencia es un disco rico, contundente y, como decía antes, ambicioso.

Arranca el álbum con ‘Stand Alone’, un tema que tiene casi dos minutos de introducción bastante relajada, siendo esto en realidad la calma que precede a la tempestad, ya que la entrada de toda la furia que es capaz de desatar la banda lusa consigue casi hasta sobresaltar al oyente. Una percusión plagada de potencia acompañada por un bajo que también da su toque de potencia, unas guitarras trabajadas y mimadas hasta el extremo y una voz gutural, rasgada y agresiva, junto a un teclado que da ese punto melódico, hacen una buena muestra del sonido que lleva tanto tiempo manejando la formación, y a la vez esa apuesta clara y con un punto que lo diferencia de sus trabajos anteriores, mostrando esa línea evolutiva que siempre ha seguido la formación lusa y dejando, ya desde el inicio, un buen sabor de boca.

‘The Bards’, en cambio, arranca directamente con una potencia descomunal, con una base rítmica bastante agresiva y un teclado que se alza por momentos en protagonista del sonido de la formación. Los guturales suben un par de puntos la agresividad mostrada en el tema anterior, logrando así incrementar esa fuerza de la que hemos hablado y dejar un corte muy interesante registrado.

Sigue el disco con ‘The Chair of the Sovereign’, que comienza con unas guitarras afiladas, un ritmo más lento que en los casos anteriores y un sonido algo más pesado, donde lo que destaca sobremanera es, sin duda, el bajo. Los guturales siguen por esa senda agresiva, derrochando potencia, y el teclado sigue dando ese toque melódico. Llegados al primer minuto el ritmo acelera algo, aunque los esquemas generales de la canción apenas varían con este cambio.

‘Hostile Alliance’ es otro corte que es como un puñetazo directo al mentón, directo y sin piedad desde el primer segundo, entrando ya con una base rítmica desbocada y unas guitarras tremendamente agresivas, que sigue con esa senda de guturales repletos de fuerza y, donde quizá, el teclado pasa algo más desapercibido. Un tema que derrocha potencia en cada segundo de reproducción con un estribillo muy bien trabajado y con las primeras voces limpias que vamos a poder escuchar a lo largo del disco, además de unos coros muy bien trabajados.

‘Battle of Alclud Ford’ comienza con una especie de llamada a la guerra para dar paso a un ritmo directo, casi de Power Metal, con unas guitarras extraordinarias y un teclado que hace una verdadera maravilla, incluso la entrada de la voz, que lo hace con registros limpios, al inicio, mantiene esos aires de Power Metal épico. La voz gutural nos devuelve ligeramente al sonido que la banda lusa está mostrando en este disco, pero no renuncia en ningún momento a ese toque épico con aires de Power que maneja este corte, siendo el que más me ha llamado la atención hasta el momento y algo totalmente diferente en relación con lo visto hasta ahora, en un momento en que además se agradece.

Seguimos este viaje con ‘Cad Goddeu’, donde retornamos de nuevo a ese sonido que la banda ha mostrado en el primer tercio del álbum, potente y con unos guturales muy agresivos, con unas guitarras afiladas y un bajo rebosante de fuerza, pero de nuevo donde el teclado pasa bastante desapercibido por momentos. La línea de batería vuelve a ser más que interesante.

‘Gwydion’ arranca con unos coros curiosos a medida que van entrando unas guitarras bastante bien trabajadas y la voz vuelve a jugar con los registros limpios por momentos en un grito inicial bastante prolongado. La base rítmica es potente, pero con un ritmo algo más lento que en el tema anterior y con un teclado algo más presente. Los giros de batería están muy bien trabajados sin duda alguna, y las guitarras destacan especialmente, con un trabajo descomunal para lograr ese sonido depurado, sobre todo en los pasajes donde incluso se escuchan guitarras limpias, dejando así el que es, con diferencia, el tema más completo de todo el álbum, un corte realmente sorprendente, interesante de escuchar y con una buena cantidad de matices que saborear.

‘Dead Song’ juega con un sonido de teclado bastante bien trabajado, siguiendo la estela de lo visto hasta ahora en cuanto al sonido de la banda, comenzando a resultar en este punto poco sorprendente lo que se escucha, y quizá sí un poco repetitivo. Teniendo en cuenta que en algunos cortes han sido capaces de romper de alguna forma y mostrar cosas diferentes, se echa de menos alguna canción que busque esa ruptura y ese algo diferente más allá de jugar con los ritmos. La calidad es incuestionable y, desde luego, si te gusta del death melódico o géneros similares es algo que te gustará, pero si no eres un fiel seguidor de este género, es cierto que entramos en un punto donde el disco puede comenzar a flojear.

Es el turno de ‘Steed Song’, que va a seguir la estela del tema anterior, pero acelerando algo el ritmo, dotándolo de algo más de potencia, pero donde no hay mucho más que reseñar respecto al sonido del corte más allá de unas guitarras que están bastante bien trabajadas y un cambio de ritmo bastante interesante con gran protagonismo de los teclados pasada la mitad de la canción.

‘Ale Mead and Wine’ arranca los primeros segundos al estilo “Motörhead”, con el bajo dando caña y dando las primeras pinceladas de folk, debo decir que por fin. Rompiendo de paso con el sonido que se escuchaba hasta ahora, y en un momento prácticamente inmejorable, ya que consigue volver a alimentar y bastante el interés por el disco. Usando ese recurso bien empleado de voces limpias y guturales, con una base rítmica contundente y unas guitarras agresivas, la banda consigue dejar salir a la luz esa faceta más próxima al folk y, de paso, consigue dejar registrado un tema realmente espectacular, plagado de potencia, fuerza, agresividad y calidad.

Con ‘A Battle’ vamos a retornar a esa senda de sonidos agresivos, directos, contundentes y algo pesados, perdiendo por momentos el teclado (sé que lo he dicho varias veces, pero creo que el trabajo que hace el teclado cuando es audible enriquece mucho el sonido que logra sacar la banda), y teniendo esos giros de batería que tanto han usado los portugueses a lo largo del álbum.

‘Plaeu Yr Reifft’ va a comenzar con un bajo potente y unas guitarras que van ganando en agresividad para dar paso a otra vorágine de sonidos basada en unas guitarras afiladas, una base rítmica potente y unos guturales agresivos, pero donde el teclado vuelve a ganar algo de protagonismo, enriqueciendo de nuevo el sonido de la formación, y con unos cambios de ritmo bastante abruptos pero que consiguen darle ese toque diferente a este tema.

Encaramos la recta final del disco con ‘Hammer of the Gods’, que va a tener un comienzo relajado, con guitarras limpias a las que se unen, a los pocos segundos, un bajo que suena de maravilla y una batería lenta y pesada al principio, que gana en fuerza cuando las guitarras se distorsionan y entra la voz, de nuevo manejando el juego de registros en limpia y gutural, para lograr registrar un tema que suena indiscutiblemente épico, con unas de las mejores líneas de guitarra de todo el álbum y con un trabajo descomunal detrás, siendo quizá el que más me ha gustado del álbum, ya que se vuelve a apreciar esa gran variedad de matices que la banda lusa es capaz de emplear sin salirse del registro que se ha visto en la mayoría de este disco.

Cierra el álbum ‘A Roda’, una balada que saca la vena más folk de la banda, cantada además en su lengua materna, portugués, y que deja un cierre plagado de belleza y con algo totalmente diferente a lo visto hasta ahora, dejando claro que la banda no es solo brutalidad y agresividad en su sonido, que también saben sacar un lado más melódico y delicado a pasear cuando es necesario, y hacer canciones como esta, que pone un cierre muy bien elaborado a un disco que, si bien me ha sorprendido, por otra parte, me ha dejado algo frío por esos detalles que se han ido comentando a lo largo de la reseña, sin los cuales tendríamos entre manos una auténtica bomba de relojería.

Un disco que me ha producido una ligera sensación de contradicción, ya que en efecto me esperaba un disco muy potente, directo, contundente, ambicioso y cañero, como ha resultado ser, pero donde he echado en falta que la banda juegue un poco más con el sonido buscando algo que sea un poco diferente, ya que en algunos compases del disco me ha dado la sensación de estar escuchando la misma canción de nuevo, y también que se viese un poco más esa faceta folk que dicen tener y que mostraron en sus primeros trabajos, una faceta que me ha dado la sensación de que es bastante baja, siendo un disco que casi encajaría en un Death Melódico puro y duro (desde luego si te gustan bandas como AMON AMARTH dale un par de escuchas). Un buen trabajo, esto es indiscutible, y que sigue mostrando una línea evolutiva muy interesante de esta banda lusa, pero que, como digo, me ha dejado ese ligero amargor en algún aspecto, ya que, a la hora de clasificar el álbum, la etiqueta de “folk” prácticamente se le puede suprimir sin problema alguno. Si quitamos esta parte de la ecuación, nos encontramos ante un gran álbum, sin duda alguna.

Joseph Draven

Share.

About Author

Comments are closed.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies