CD: ATLAS – “Nuevos tiempos, viejas costumbres”

0

“Nuevos tiempos, viejas costumbres” en un álbum elegante, con unas composiciones excelentes y un sonido extremadamente acertado…”

 

Artista: ATLAS
Álbum: Nuevos tiempos, viejas costumbres
Sello: The Fish Factory
Fecha: Mayo 2016
Nota: 8’9/10

Muy malas noticias recibíamos hace unos años cuando ATLAS anunció su retirada de la parrilla rockera nacional. Pero el pasado año, la banda anunció su vuelta y, ahora es cuando pone a la venta “Nuevos tiempos, viejas costumbres”, un disco de una calidad alucinante, con unas composiciones serias, muy trabajadas y con algo que hacía tiempo no escribía en ninguna de mis reseñas. Con mucha “elegancia”, esa palabra que me cuesta tanto escribir por la falta de la misma virtud en lo que aparece en el mercado uñtimamente y que en ésta reseña, se repetirá en varias ocasiones.

ATLAS han certificado un trabajo de sobresaliente con 11 temas llenos de Rock, con tintes bluesman en ocasiones, o country en otros, dando una clara imagen de banda seria, con las ideas claras y una manera de ejecutarlas perfecta. Y es que el recorrido de sus componentes, los hermanos Arias, grandes de nuestro Rock, al igual que ocurre con el señor Jose Martos a la batería o el excepcional Ignacio Prieto a las voces, (quien ha conseguido bajo mi punto de vista uno de sus mejores trabajos vocales hasta al fecha), es de los que tenemos que venerar por su dilatado aporte a nuestro Rock. Si a esto le añadimos que el disco viajó a los finnvox para su masterizacion final, con lo que el sonido es realmente cojonudo, estamos hablando de uno de los grandes lanzamientos a nivel nacional del año, o si no, tiempo al tiempo…

“Esperaré” es la encargada de abrir el álbum. Un tema de corte muy Rock, con una “elegancia” insultante, con un estribillo excepcional y unas melodías vocales trabajadísimas a cargo de Ignacio y, de toda la banda en general, acompañando con melodías de fondo más que perfectas para lo que el tema pide. Para amantes de sonidos como Vanderberg Moonkigs, con esa calidad y “elegancia” a la hora de interpretar composiciones. Sencillamente fantástico.

El segundo en sonar lleva el nombre de “Cosa de Valientes”, con una carga de bajo a cargo de Ángel (bajo pedal) muy presente en el comienzo, acompañado de Jose Martos, una de las uniones rítmicas más solidas de la actualidad,( y es que llevar tocando juntos practica mente toda la vida, se tiene que notar) dejando paso a las guitarras de Manolo, quien imprime unos riffs muy acertados, bajo de nuevo la gran garganta de Ignacio. Un corte muy directo que va cogiendo fuerza a medida que transcurre y que a pesar de sonar muy fresco, guarda ese sonido de los grandes clásicos, realizando una mezcla perfecta entre ‘presente y pasado, donde de nuevo, el estribillo es coreable 100%.

“Culpable” me parece uno de los temas, ya no del disco, ni de la banda, sino uno de los temas que deberían quedar para la posteridad como una obra maestra de nuestro Rock. Bajo acordes muy bluseros, la perfecta voz de Ignacio se acopla de maravilla en un medio tiempo de una facturación fascinante, con una clase y una “elegancia” (si, otra vez esta palabra) realmente fantástica. El aura que desprende este “Culpable”, bien lo podría tener firmado Richie Sambora en alguno de sus álbumes en solitario, o incluso en alguno de Bon Jovi, y es que Ignacio le da ese aire tan profesional y perfectamente calibrado. Mención especial al sonido de guitarra conseguido por Manolo, el cual es perfecto para la temática de la canción, o a la estupenda intervención de Pavel Mora con el Hammond. Un temazo en todas regla.

El Hammond vuelve a ser protagonista. Esta vez en las manos del gran Miguel Angel Collado en “Vete Al infierno”, un tema Blackmore 100% que devuelve la rapidez tras el corte anterior. Un estribillo directo acompaña a uno de los temas más duros del álbum donde también Miguel Angel realiza un pequeño solo de dicho instrumento muy acertado intercalado con el solo de Manolo, sencillamente genial.

El disco coge ahora un aire mucho mas Hard Rock. Primero con “Gritaremos No”. Una guitarra acústica como si se estuviera reproduciendo en un vinilo demasiado antiguo y una voz en segundo plano, con tintes country, dan comienzo a un tema Hard en toda regla, de una facturación exquisita y con mucha energía, que deja paso a “Un sueño cumplido”, dando ese enfoque divertido a la vez que elegante, con guitarras más chillonas para las bases de voz y melodías vocales, otra vez magníficas. Rock n Roll puro con un estribillo de lo mejor del álbum.

Con “Llueva o salga el sol”, volvemos a los sonidos más tranquilos. Hablamos de la balada del disco?. Un corte a base de guitarra acústica, bajo y voces, o al menos, hasta el minuto dos, donde rompe en un corte de Rock n Roll en toda regla. Quizás no será el “tema” del disco, pero sigue siendo otra composición maestra de este cuarteto.

Con “Mil y un pedazos” vuelve el Rock más pesado del disco. Un corte menos enredado y más directo, donde se nos viene a la cabeza esos sonidos de antaño que hablábamos anteriormente, mezclados con la actualidad, que dan forma al sonido Atlas.

“Fuera de mi” es un tema con guitarras menos convencionales y con mucha presencia de bajo, donde destaco el riff inicial, el cual coincide con el estribillo, dando mucha fuerza a un corte menos agraciado bajo mi punto de vista y que nos traslada a “No se permite Prohibir”, otro trallazo de los madrileños de una facturación y dirección excelente. Contundente, pegón y directo. Uno de esos temas que suenan a clásico desde el comienzo, sin duda, y a pesar de que estoy seguro no será uno de los temas más solicitados de la banda, su composición melódica la coloca como uno de los temas más especiales para mi de este sobresaliente lanzamiento, que se cierra con “Somos una misma voz”, rindiendo homenaje a los fans de sus shows en la letra. Un corte que destaca más por lo que dice que por el tema en sí. Este, no me ha entrado al romper con todo lo escuchado anteriormente y al tratarse de un corte muy diferente a lo que ATLAS nos ha ofrecido durante todo éste magnifico lanzamiento.

Resumiendo, me parece que ATLAS es una de nuestras mejores bandas en su estilo y con éste “Nuevos tiempos, viejas costumbres” creo que han demostrado su calidad y los años de experiencia dentro de nuestro Rock como instrumentistas. Me resultaría muy complicado decir que es lo mejor de este álbum y eso es algo que a mi me gusta. Acostumbro desgranar discos y discos diariamente, pero cuando algo sobresale tanto por encima de lo demás, hay que decirlo como tál, y es que ATLAS, es sin duda una banda única y con unos músicos excelentes, quienes han conseguido unas composiciones en éste álbum dignas de cualquier superbanda actual del género.

8’9/10
Miguel Egun

Share.

About Author

Leave A Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies